LOS ESPÍRITUS, EL ORO Y EL CHAMAN (Segunda parte)

Dada la importancia y extensión del tema, me vi en la tarea de dividirlo, para hacer no hacer extenuante la lectura y poder sacarle el máximo provecho. Aclaro que este tema solo ha sido un paréntesis en el tema que he venido trabajando.

La pintura corporal:

Instrumento de belleza y transformación, los colores se obtienen con tintes vegetales como los de la bija (Bika Orellana) de color rojo y la jagua (Genipa americana) de color negro. Se utilizan palitos y pinceles para dibujar los diseños. En épocas prehispánicas se imprimieron formas complejas en la piel con rodillos y sellos de cerámica.

Identidades de la persona:

Los indígenas americanos llevaban frecuentemente sus cuerpos con excesivos decorados. Deformaban sus cráneos, brazos y piernas, pintaban sus caras y cuerpos, usaban coronas, pectorales, narigueras, entre otros adornos de metal. Esta decoración era como su segunda piel y a través de esta se definía y transformaba la persona.

A partir de la conquista:

Durante el periodo más gris de los pueblos indígenas transcurrieron hechos que cambiarían sus vidas y creencias, en cuanto a cultura material tenemos los hechos más relevantes fueron: las piezas de orfebría, se consideraron como “ídolos del mal”, fueron saqueadas y fundidas, por este suceso desaparecieron muchas sociedades orfebres y otras se transformaron. En la actualidad varios grupos indígenas guardan y utilizan artefactos de metal heredados de sus antepasados y se han desarrollado nuevas técnicas de metalurgia con las que producen objetos cotidianos y rituales cargados de un rico simbolismo.

A grandes rasgos esta es la información sobre cultura material que pude rescatar de la exposición, ya que como se señala en la descripción, esta propone, desde el punto de vista cosmológico, señalar la importancia de la orfebrería prehispánica de Colombia sobre las ideas de transformación desde tiempos antiguos. Intenté no tocar mucho, todo aquello relacionado con temas diferentes al de cultura material, sin embargo, es imposible no referirme a estos algunas veces.

No queda más que reiterar mi invitación a esta significativa exposición, localizada en la sala de exposiciones del Banco de la Republica. Pronto estaré publicando las fotografías tomadas durante mi visita.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s